Cementerio municipal de El Pao

Monumento en el cementerio municipal de El Pao de San Juan Bautista.

Nombre: Cementerio municipal de El Pao.

Año: Siglo XIX.

Tipo de patrimonio cultural: tangible/inmueble.

Administrador, custodio o responsable: alcaldía del municipio El Pao de San Juan Bautista.

Historia
Descripción
Valoración
Situación actual
Ubicación
Fuentes consultadas

Historia

Cementerio del siglo XIX, cuando se crearon estos camposantos en las afueras de las ciudades y poblados del país por razones sanitarias, al tiempo de crear un espacio para el tributo a los difuntos fuera de las iglesias, en el caso de la gente de “honorable”; y de los caminos, en el caso de los más humildes. Hoy la mayoría, como el cementerio municipal de El Pao, han sido proclamados monumentos históricos nacionales porque hablan calladamente de la época en que fueron construidos, de las tendencias artísticas a través de la imaginería y monumentos levantados, y de la confesión religiosa de la sociedad.

Es referencia una tumba del año 1893 perteneciente a Félix Lienzo, montada sobre ladrillos con una cruz en el medio de un círculo, sujeta en los brazos con un ramo de flores que van entrelazados, adornando la cruz. La mayoría de las tumbas restantes están fabricadas con materiales como mármol, granito, cerámica y enrejados con techos de acerolit.

Descripción

El camposanto ocupa un espacio de aproximadamente 4 000 metros cuadrados. La entrada principal posee paredes de adobe frisadas en cemento y adornadas con diversos diseños pintados al óleo con figuras de imágenes religiosas como Jesús Crucificado, el Ángel Gabriel, los Símbolos de la Fe, el Salmo 23 y una paloma. El porche consta de dos pilares rectangulares, techo machihembrado sujeto con vigas de 4” por ½”, alero cubierto por tejas, portón enrejado con diseño en forma de círculo y corazones con adiciones de fragmentos en caico rústico.

Hacia los laterales posee dos caminerías de piso de concreto rústico con colores en caico en forma de cruz, luego sigue el salón de descanso con las mismas características ya mencionadas. Cuenta también con un cuarto pequeño que sirve como depósito para guardar herramientas de trabajo, en el lado izquierdo se encuentra un mesón de concreto puro, utilizado para colocar el cuerpo de los difuntos mientras sus familiares le dan su último adiós y antes de inhumarlos según la fe cristiana.

En esta necrópolis hay sepultados a 7 915 difuntos y existen tumbas del año 1886 con trabajos de hierro forjado en forma rectangular, diseños verticales con lanzas hacia arriba, con cruz grande y un Cristo en el medio. Se observa además panteones en forma de pilares que no poseen fecha de registro, y otras en forma de cúpulas en las mismas condiciones.

Valoración

Como Monumento Histórico Nacional, es un bien cuya integridad reclama protección jurídica específica para su preservación, enriquecimiento y exhibición. La institución responsable de este bien está en la obligación legal de tomar las medidas necesarias para conservarlo y salvaguardarlo, notificando al Instituto del Patrimonio Cultural sobre estas actuaciones.

Situación actual

Muchos de los monumentos fúnebres han sido vandalizados, y las tumbas profanadas.

 

Ubicación

Al final de la calle Leonardo Ruiz Pineda.

Fuentes consultadas

Catálogo del patrimonio cultural venezolano 2004-2007.  Estado Cojedes, Municipio Girardot y  Paode San Juan Bautista. Instituto del Patrimonio Cultural, 2007.

Anuncios